LA FRASE

"Una vez descartado lo imposible, lo que queda, por improbable que parezca, debe ser la verdad."

Sir Arthur Conan Doyle

miércoles, 15 de agosto de 2007

Tránsito

[Andrea Mantegna, El Tránsito de la Virgen]

Clamoreo de campanas desde antes del amanecer. Con las claras del día, el paso de la Virgen de los Reyes (per me reges regnant) asoma a la Puerta de los Palos de la Catedral. Cornetín de órdenes del regimiento de honores. Suena el himno nacional, el que no tiene letra ni falta que le hace. Vemos desfilar la procesión.
Luego de desayunar los obligados churros con chocolate, para reponerse del madrugón, vamos K y yo hasta el convento de Santa Rosalía, a ver la Virgen de la Dormición, yacente en su camita, durmiendo un bello sueño que habría de fundirse con la Eternidad. Está expuesta en devoto besamanos.
Luego se nos unen JM y V y nos dirigimos a otro convento, el del Pozo Santo, también de monjas capuchinas, y donde también se recuerda la hermosa tradición de la Dormición de la Virgen, esta vez bajo la advocación de Nuestra Señora del Tránsito. La imagen es mucho más espectacular y barroca; la cama, mucho más alhajada, está en alto, rodeada de ángeles, presidiendo el altar.
Hay una Sevilla conventual y secreta que no sale en procesión. La procesión va por dentro.

3 comentarios:

jose luis gonzález dijo...

Al no ser de allá, no conocía a la Virgen de la Dormición, ¡gracias por presentármela!

Anónimo dijo...

Dormición, Tránsito. Como María subió al cielo "en cuerpo y alma", no muere, duerme...

Enrique Baltanás dijo...

En efecto. Es la única mortal que no ha muerto.