LA FRASE

"Una vez descartado lo imposible, lo que queda, por improbable que parezca, debe ser la verdad."

Sir Arthur Conan Doyle

jueves, 18 de junio de 2009

Relojería moderna

[Giorgio de Chirico, La conquista del filósofo, 1914]


El tiempo, en el reloj de sol, se detiene cortés un momento para dejar pasar una nube.

*

En el reloj de sol, la noción del tiempo se pierde por las noches.

*

Los relojes de arena deberían ser de ceniza.

*

Relox: el reloj de fray Antonio de Guevara, por ejemplo.

*

El terrorista obliga al reloj, de suyo tan inocente, a los peores crímenes.

*

El péndulo del reloj es que está diciendo adiós al tiempo que se va.

*

El reloj de pulsera parece que está midiendo las pulsaciones que nos quedan.

*

Ante el reloj de agua, Heráclito y Parménides siguen sin ponerse de acuerdo. Fluye. No fluye. Fluye…

*

El despertador ideal debería sonar con clarines de diana.

*

Es inútil mirar el reloj. Adonde tenemos que llegar siempre llegaremos a su hora.

*

Los relojes de campana son de misa diaria.

*

Las pilas del reloj se gastan con el tiempo.

*

El cronómetro es al reloj lo que la prosa es a la poesía.

*

Reloj, no marques las horas… Más vale no enterarse.

*

En filosofía, los relojeros tienden a ser de la escuela mecanicista.

*

El péndulo del reloj es un indeciso en materia electoral: izquierda, derecha, izquierda…

*

Y un escéptico en filosofía: sic et non.

*

El reloj atómico atomiza tanto el tiempo que lo vuelve nada.

*

En el museo de relojes, el tiempo se nos muestra tal cual es: multiforme y diverso, pero siempre el mismo.

*

Los relojes de música pretenden amansar las horas fieras.

*

Los relojes de las viejas catedrales góticas sólo deberían dar los siglos.

*

El segundero suele ir por delante. Pero sin dejar de ser segundo.

*

El reloj es una máquina de manufacturar el tiempo.

11 comentarios:

Jesús Cotta Lobato dijo...

Todos estupendos, pero el de las catedrales góticas y el del reloj de sol que deja pasar la nube son excelentes.

Lola dijo...

Extraordinarios aforismos.
Enhorabuena, la genialidad de algunos es insuperable. Su comentario requeriría un tratado de filosofía o ... un poema.
Saludos.

E. G-Máiquez dijo...

El primero es un poema con todas las de la ley. Y luego están las pilas del reloj, las catedrales góticas, las campanas de misa diaria, el museo de relojes y el segundero que corre más pero no deja de ser segundo. Oh.

Me pongo a leerlos y se para el tiempo.

Aquilino Duque dijo...

Magníficos todos. On l'embarras du choix. Otro Relox fue el Relox de Primavera, libro primerizo de Juan Valencia, muy bien editado pero posteriormente repudiado, acaso injustamente, por su autor.

Olga B. dijo...

Me gusta mucho el de la viejas catedrales góticas y el de Heráclito y Parménides. Fluye, no fluye (qué curioso tic-tac;-)
Da igual, siempre se escapa.

José María JURADO dijo...

Sic et non, sic et non, sic et non, omnia vulnerant, ultima necat.

Todos muy en hora buena.

Anónimo dijo...

"Mach es wie die Sonnenuhr,
zähl die schönen Stunden nur"

("haz como el reloj de sol,
cuenta sólo las horas bonitas")

Ladrón_De_Versos dijo...

De todos los pensamientos me quedo con éste:

"El tiempo, en el reloj de sol, se detiene cortés un momento para dejar pasar una nube."

Excelente, poético...

Saludos!

Antonio González dijo...

Copio, pego y numero. Gracias, don Enrique.

Javier Sánchez Menéndez dijo...

Todos geniales, unos llegan de una forma y otros de otra, pero todos avanzan.

Gracias.

Rafael G. Organvídez dijo...

¡¡Me quedo con todos!! Buenos a rabiar.