LA FRASE

"Una vez descartado lo imposible, lo que queda, por improbable que parezca, debe ser la verdad."

Sir Arthur Conan Doyle

viernes, 8 de septiembre de 2006

Melchor Rodríguez, castigado sin calle

Sorprende que en estos tiempos de memoria histórica, o histérica, o histriónica, nadie se acuerde de Melchor Rodríguez (1893-1972). En Sevilla, su ciudad natal, otros dirigentes republicanos cuentan con calles o plazas (también existe la calle Carlos Marx). Pero Melchor Rodríguez, no. Ahora le quieren quitar el nombre tradicional a una céntrica plaza para renombrarla de "Indalecio Prieto". Pero de Melchor Rodríguez, ni mu. Y era sevillano, y anarquista. Tampoco tiene calle en Madrid, ni parece que la vaya a tener.
Y es que el caso de Melchor Rodríguez es un ejemplo incómodo. Demuestra que bajo cualquier régimen, en cualquier circunstancia, incluso desde cualquier ideología, el hombre puede discernir entre el mal y el bien, entre la justicia (por muy discutible que ésta sea) y el crimen, y que puede decidir de qué parte se pone.
Pero lo más grave no es que Melchor Rodríguez no tenga una calle dedicada. Lo peor es que, al menos que yo sepa, aún no se haya escrito la gran biografía que merece. Que nos merecemos los españoles, si de verdad no queremos ser desmemoriados.

8 comentarios:

Joaquín dijo...

Enrique, gracias por presentarnos este personaje, verdaderamente ejemplar.

gutiforever dijo...

Les recomiendo la lectura del libro de Felix Schlaeyer,encargado de negocios de la Embajada de Noruega en el 36 ,titulado "Un diplomatico en el Madrid Rojo".
Schlaeyer refleja las virtudes humanas de Melchor Rodriguez,ante las sacas de presos y su asesinato vil,las checas y la complicidad genocida de personajes como Carrillo o Margarita Nelken.
Imprescindible lectura.

Enrique Baltanás dijo...

También Eduardo Jordá recuerda hoy en Diario de Sevilla la figura de Melchor Rodríguez. A ver si entre todos logramos hacerle justicia a este anarquista olvidado.
< a href= "http://www.diariodesevilla.com/diariodesevilla/articulo.asp?idart=3294987&idcat=1169>Diario de Sevilla<

Enrique Baltanás dijo...

También Eduardo Jordá recuerda hoy en Diario de Sevilla la figura de Melchor Rodríguez. A ver si entre todos logramos hacerle justicia a este anarquista olvidado.
< a href= "http://www.diariodesevilla.com/diariodesevilla/articulo.asp?idart=3294987&idcat=1169">Diario de Sevilla<

Argantonio dijo...

Como las páginas de Diario de Sevilla desaparecen de la red de un día para otro, me tomo la libertad, Enrique, de pegar aquí el artículo de Eduardo Jordá:

MELCHOR RODRÍGUEZ

UNO de los signos más extraños de nuestra época es que nos gusta más recordar a la gente que hizo el mal antes que a la gente que hizo el bien. Si pensamos en nuestra guerra civil, por ejemplo, podemos citar cientos de nombres de personajes históricos que cometieron o que permitieron toda clase de barbaridades, pero es dudoso que recordemos el nombre de una sola persona que hizo cuanto estuvo en su mano por evitar el sufrimiento ajeno. El anarquista sevillano Melchor Rodríguez, que fue delegado de prisiones en el Madrid sitiado del otoño de 1936, es una de esas escasas personas que lograron arrojar un poco de luz en medio de la oscuridad de una guerra despiadada. Por supuesto que hoy en día no se acuerda nadie de él, y así seguiría siendo si el poeta Enrique Baltanás no lo hubiera evocado en una de las entradas de su blog.

A mí me habló de Melchor Rodríguez uno de los periodistas más valientes que conozco, el vasco Santiago González, quien lleva mucho tiempo enfrentándose a ETA desde sus columnas de El Correo de Bilbao. Un día hablábamos de los peligros de resucitar de forma partidista la Guerra Civil, culpando a los políticos de ahora de los crímenes de hace setenta años, cuando Santiago González mencionó a Melchor Rodríguez, el anarquista que salvó la vida de cientos de presos franquistas encerrados en la Cárcel Modelo de Madrid. Yo no sabía nada de aquel hombre, así que Santiago González me contó la historia.

En noviembre de 1936, la aviación nacional bombardeó Madrid. Un grupo de milicianos republicanos llegó a la prisión y quiso llevarse a varios presos franquistas para fusilarlos en señal de represalia (por desgracia, aquellos fusilamientos eran una práctica habitual en los dos bandos, sobre todo en el franquista). Melchor Rodríguez, que acababa de ser nombrado delegado especial de prisiones, se opuso. Los milicianos –entre los que cabe imaginar a algunas malas bestias como el etarra Iñaki Bilbao, ése que le gritó a un juez que le iba a arrancar la piel a tiras– se pusieron farrucos y lo amenazaron con fusilarlo también a él. Pero Melchor Rodríguez era un hombre valiente. Cogió una pistola, ordenó que los guardias de la cárcel defendieran las celdas y cerró el paso a los milicianos. Al ver la firmeza de aquel hombre, los milicianos se fueron. Uno de los presos que se salvó de ser fusilado fue el escritor falangista Rafael Sánchez Mazas. En la novela Soldados de Salamina, Javier Cercas se inventó a un miliciano ficticio que le había salvado la vida a Sánchez Mazas en un bosquecillo de Gerona. Me pregunto si Javier Cercas ha oído hablar alguna vez del personaje real que le salvó la vida a Sánchez Mazas en la Cárcel Modelo de Madrid.

De Melchor Rodríguez se saben pocas cosas. Nació en Sevilla en 1893, fue chapista, se fue a vivir a Madrid y fue nombrado director de prisiones durante la guerra. Es probable que no sintiera ningún respeto por las ideas políticas de los presos franquistas cuya vida salvó, poniendo en riesgo su propia vida. Y es seguro que desde su propio bando lo acusaron de ser un traidor o un quintacolumnista, aunque a él le dio igual. A pesar de la muerte y de la violencia que tuvo que ver a diario, él supo que la vida de un hombre, de cualquier hombre, es sagrada.

carlos j. dijo...

Bueno, pues en Madrid, aunque sea por unas horas o por unos días, la va a tener. Os invito a leerlo:

http://carlosjaviergalan.blogspot.com/2008/02/melchor-rodrguez.html

El-Al-Eim dijo...

Fascinante su historia, que uno intuía al leer y leer tanto sobre la guerra, aunque sin poner cara al tipo de personaje en cuestión.

Es cierto, y lamentable, que los que más voz -y voto- tienen en la opinión pública son políticos de corte maniqueo y repletos de ignorancia, que pretenden ensalzar una "memoria histórica" completamente acrítica y partidista. Políticos que vienen a a rememorar actitudes de otros de la época como Angel Galarza, Pasionaria, y por su puesto tantos y tantos del luego llamado bando nacional...

Recordar aquí nombres de otros personajes cuya dignidad e inteligencia se sobreponía a las ideas de una sóla dirección: Luis Lucía y Lucía, Salvador de Madariaga, J. Besteiro, A. Barea...

Anónimo dijo...

discount auto dvd player [url=http://www.cardvdplanet.com/ultra-double-din-7-inch-lcd-car-dvd-with--discount-price26.html]absolute auto audio syracuse[/url] aams auto audio mastering system http://www.cardvdplanet.com/car-dvd-player-with-bluetooth-and-tv--discount-price42.html volvo car dvd mb 8000
beststuff fuel car dvd ipod vacation houseboat lake powell [url=http://www.cardvdplanet.com/car-dvd-player-with-bluetooth-and-tv--discount-price42.html]chrysler concorde factory car audio amplifier[/url] honda car audio code how to enter http://www.cardvdplanet.com/car-cd-player-support-sd-mmc-card-cd154--discount-price34.html chrysler car audio
auto audio advice [url=http://www.cardvdplanet.com/7-inch-display-car-dvd-player-touchscreen--discount-price31.html]adjusting a pioneer auto dvd[/url] car audio toyota http://www.cardvdplanet.com/car-dvd-player-with-fm-function-cd137--discount-price50.html honda car audio code how to enter